Microsoft lanza una escuela de Inteligencia Artificial para directivos

En los últimos años, algunas de las compañías que más han crecido en todo el mundo han implementado Inteligencia Artificial para dar respuesta a determinados retos de negocio. De hecho, según el último estudio realizado por Microsoft sobre cómo la IA impactará en el liderazgo, son estas empresas las que más avanzados tienen sus despliegues en IA, y cerca de la mitad plantea implementar más proyectos de cara al próximo año para mejorar la toma de decisiones. En cualquier caso, solamente 2 de cada 10 de estas empresas está integrando IA en todas sus operaciones, según el estudio.

“Hay una brecha entre lo que la gente quiere hacer, lo que realmente se hace y la preparación que tienen las organizaciones en la actualidad”, comenta Mitra Azizirad, vicepresidenta corporativa de marketing en IA de Microsoft. “Desarrollar una estrategia en IA va más allá de las cuestiones empresariales”, explica. “Abarca el liderazgo, así como los comportamientos y aptitudes necesarias para inculcar una cultura organizacional preparada para la IA”.

En ese camino para desarrollar la estrategia, directivos y líderes de negocio se pueden estancar, preguntándose cómo y dónde comenzar a implementar la IA en sus compañías, los cambios culturales que necesitan hacer en su organziación, y cómo construir y usar esa IA de una manera responsable, protegiendo la privacidad y seguridad, al mismo tiempo que se cumple con las regulaciones legales.

Azizirad y su equipo han lanzado la AI Business School de Microsoft, para ayudar a dar respuesta a esas preguntas. Un plataforma online gratuita cuyo objetivo es capacitar a los directivos para liderar con confianza en la era de la IA.

Foco en la estrategia, la cultura y la responsabilidad

Los materiales de AI Business School incluyen casos de éxito y guías, vídeos de conferencias y charlas accesibles en pequeñas píldoras para no alterar la agenda de los directivos. Una serie de breves vídeos introductorios ofrecen un resumen general de cómo la IA está cambiando distintos sectores, pero la mayor parte del contenido se centra en gestionar el impacto de la IA en la estrategia, cultura y responsabilidad de la compañía.

“Esta escuela ofrece una inmersión total sobre cómo desarrollar una estrategia e identificar posibles bloqueos a la hora de implementar IA en las organizaciones” afirma Azizirad.

La escuela complementa otras iniciativas de aprendizaje sobre IA que Microsoft ha llevado a cabo, como la AI School orientada a desarrolladores y el Microsoft Professional Program for Artificial Intelligence, el cual ofrece habilidades pensadas para el trabajo y experiencias del mundo real para ingenieros y todo aquel que quiera mejorar sus habilidades en cuanto a IA y ciencia de datos.

A diferencia de estas iniciativas, AI Business School no tiene un perfil técnico, y está diseñada para preparar a los ejecutivos a dirigir a sus organizaciones hacia un camino de transformación en torno a la IA, según Azizirad.

Mitra Azizirad
Mitra Azizirad, vicepresidenta corporativa de marketing en IA de Microsoft.
Enseñar con el ejemplo

INSEAD, una escuela de negocios presente en Europa, Asia y Oriente Medio se ha asociado con Microsoft para diseñar los módulos de AI Business School, que incluye casos de estudio sobre compañías de distintas industrias que han triunfado en su transformación de negocio aplicando IA.

Por ejemplo, el caso de Jabil describe cómo uno de los mayores proveedores de soluciones industriales en todo el mundo ha sido capaz de reducir costes e incrementar la calidad de la cadena de producción usando IA para comprobar las piezas electrónicas una vez se elaboran, haciendo que los empleados tengan más tiempo para centrarse en aquello en lo que más valor pueden aportar y que las máquinas no pueden realizar.

Todavía hay mucho trabajo que requiere del capital humano, especialmente si es algo que no depende de procesos estandarizados”, explica Gary Cantrell, vicepresidente ejecutivo y CIO de Jabil.

Algo clave para implementar IA, añade Cantrell, fue el enfoque que el equipo directivo tuvo a la hora de comunicar a los empleados la estrategia de la compañía: eliminar actividades rutinarias y repetitivas para que puedan centrarse en actividades que no pueden ser automatizadas.

Si los empleados tratan de adivinar o especulan constantemente, esa situación se volverá contraproducente tarde o temprano” asegura. “Por lo tanto, cuanto mejor sea el trabajo realizado para mantener al equipo unido, mejor y más rápida será la adopción”.

Una cultura preparada para la IA

Los módulos de cultura y responsabilidad de AI Business School ponen mucha atención en el dato. Después de todo, las compañías que mejor adoptan IA necesitan compartir abiertamente datos entre departamentos empresariales, explica Azizirad, y asegurarse que los empleados pueden participar en el desarrollo e implementación de esas aplicaciones basadas en IA.

Se necesita comenzar con un enfoque abierto sobre cómo van a ser usados los datos de la organización, los cuales son esenciales para que la IA ofrezca los resultados que se esperan”, comenta Azizirad, y además añade que los líderes deben fomentar un uso inclusivo de la IA, capaz de reunir a distintos roles y romper los silos de datos.

Para ilustrar este punto, AI Business School expone un caso del equipo de marketing de Microsoft, quienes usaron IA con el fin de mejorar la clasificación de potenciales clientes. Para crear la solución, los empleados de marketing se asociaron con científicos de datos para crear modelos de machine learning capaces de medir miles de variables para puntuar a los posibles clientes. La colaboración reunió el conocimiento sobre la calidad de los potenciales clientes por parte del equipo de marketing y la experiencia en cuanto a machine learning de los científicos de datos.

“Cuando se trata de IA y de cultura, las personas que más cercanas están a un determinado desafío de negocio deben estar involucradas”, dice Azizirad. En el ejemplo anterior, el equipo de ventas está usando modelos de puntuación de potenciales clientes porque confían en que la herramienta aportará resultados de calidad.

IA y responsabilidad

Crear confianza también requiere desarrollar e implementar sistemas de IA de una manera responsable, un tema que, según estudios realizados por Microsoft, resuena con fuerza entre los líderes empresariales. El estudio también asegura que cuanto más saben los líderes sobre IA, más reconocen que necesitan hacer un uso responsable de la misma.

El módulo sobre las implicaciones de una IA responsable muestra el trabajo de Microsoft en esta área. Los materiales del curso incluyen ejemplos reales sobre la necesidad de salvaguardar los sistemas de IA contra ataques o hacer que los sistemas detecten sesgos en los conjuntos de datos utilizados para entrenar a los modelos.

Para más información visita la página de AI Business School.

Tags: , , , , ,

Posts relacionados