Soluciones de talento modernas para empleados y empleadores modernos

Por Luisa Izquierdo, directora de RR.HH. de Microsoft Ibérica

Cuando nos reunimos los responsables de RRHH se producen debates de lo más interesantes. Todos coincidimos en que estamos experimentando una gran transformación impulsada tanto por la dinámica cambiante de la fuerza laboral, como por la presión de nuestros directivos y de la competencia por reclutar y gestionar el mejor talento.

Lejos de las estrategias tradicionales de Recursos Humanos, enfocadas en la gestión de empleados, muchos de los responsables de RRHH de hoy en día estamos lidiando con un sinfín de prioridades empresariales, expectativas y programas para la plantilla. Se nos exige ser expertos en cultura, diversidad e inclusión, analítica de personas, coaching constructivo de desempeño, compromiso multigeneracional y mixto de la fuerza laboral, reputación como empleador, agilidad y adaptabilidad del equipo, formación continua, desarrollo de liderazgo, planes de sucesión, compensación, beneficios y estrategia digital en el lugar de trabajo. Casi nada.

Sin embargo, cada empresa está un momento diferente de su transformación digital y cultural. Por tanto, en la mayoría de los casos, hay un desajuste entre lo que solicitan los directores de departamento -de acuerdo con sus necesidades de negocio- y nuestras posibilidades como equipos de RR.HH. de satisfacerles.

Es ahí donde entran las herramientas basadas en datos e inteligencia artificial para ayudarnos a impulsar la excelencia operativa y crear programas de recursos humanos motivadores y a la vez rentables.

Los responsables de RRHH tenemos que potenciar el talento, siempre alineados con los objetivos del negocio organizacional para obtener resultados de alto impacto con empleados comprometidos. Los desafíos clave para alcanzar esta meta pueden agruparse en tres funciones básicas:

  1. Atraer talento – La competencia por el talento es feroz. Los responsables de RRHH necesitamos crear una marca o reputación de empleador convincente para atraer a los candidatos y racionalizar el proceso de contratación para satisfacer a los aspirantes, a quien los contratan y al propio negocio. Además, tenemos que garantizar la diversidad de los bias, por lo que no podemos beber siempre de la misma fuente.
  2. Potenciar el talento – El desgaste de un empleado es costoso, de la misma manera que lo son los trabajadores improductivos y no comprometidos. Los responsables de Recursos Humanos debemos, por tanto, diseñar una experiencia atractiva a lo largo de toda la carrera del empleado, que vaya desde su selección e integración en la empresa, hasta un coaching constructivo de rendimiento y opciones personalizadas e inclusivas para el desarrollo profesional.
  3. Optimizar el negocio gracias al talento – Desde RRHH debemos responsabilizarnos de crear programas rentables que puedan ser medidos y analizados por medio de herramientas tecnológicas. El futuro del mundo laboral pasa por empoderar a los empleados para que tomen decisiones basadas en la información.

Dado que el compromiso de los empleados está fuertemente relacionado con la productividad, la rentabilidad y la experiencia del cliente, cada vez más empresas se centran en formas de mejorar este compromiso. Si los empleados perciben que su trabajo repercute directamente en el éxito de la empresa, se sienten más comprometidos. Y dicho compromiso debe comenzar durante el proceso de contratación e incorporación a la empresa.

Esto parece claro. Sin embargo, según el informe “Deloitte Global Human Capital Trends Data” de Deloitte Consulting de 2016, si bien el 85% de los directores generales y líderes de Recursos Humanos del mundo consideran que el compromiso de los empleados es urgente o importante, según el director de Deloitte Consulting, Josh Bersin, “sólo el 13 por ciento de los empleados en todo el mundo están “altamente comprometidos” en sus trabajos.

Aquí, un nuevo desajuste que deberíamos revisar echando mano de las soluciones tecnológicas. Se espera que el mercado de las aplicaciones de Gestión de RRHH basadas en la nube crezca de 6.100 millones de dólares en 2014 a 10.000 millones en 2019, con una tasa de crecimiento compuesto del 10%. (Fuente: Apps Run the World, septiembre de 2015).

Desde Microsoft, somos muy conscientes de estos retos y, por ello, hemos lanzado un nuevo módulo específico para RRHH a nuestra suite de aplicaciones empresariales: Microsoft Dynamics 365 for Talent, con el fin de acceder al mejor talento y a retenerlo. Y no vamos solos. Vamos de la mano de LinkedIN. El objetivo es ayudar a las empresas a gestionar y nutrir mejor ese valioso recurso.

Desde el sourcing y reclutamiento (módulo Attract, vinculado a LinkedIn Recruiter que ofrece a los directivos y entrevistadores la información más actualizada de los perfiles de los candidatos), hasta la integración y retención (módulo Onboard), Dynamics 365 for Talent proporciona una visión de 360 grados de la fuerza de trabajo que capacita a una organización.

Si quieres más información sobre Microsoft Dynamics 365 for Talent, visita la web https://dynamics.microsoft.com/es-es/talent/overview/