No hay transformación sin una plataforma de datos

No hay transformación sin una plataforma de datos

La Cuarta Revolución Industrial utiliza, como gran combustible, datos que nos permiten inferir situaciones, modernizar procesos y prever situaciones.  Esto va mucho más allá con la ayuda de la inteligencia artificial, que hoy se puede integrar en una gran variedad de procesos y situaciones.

Para almacenar, ordenar, aprovechar y extraer dividendos a esta información gracias a los analíticos avanzados, requerimos una plataforma de datos inteligente, flexible y segura.  Esto nos permite que la inteligencia artificial se acerque a quienes crean, idean e innovan con soluciones para la transformación digital.

El manejo de plataformas de datos transforma los negocios. Un ejemplo lo podemos ver con NASDAQ OMX, líder mundial en proveer servicios financieros e ‘insights’ de mercados, que agrega cada año 500 terabytes de datos sin comprimir. Para administrar este flujo y dar respuesta a solicitudes, cambió toda su estructura de datos a SQL Server, de Microsoft. Esto resultó en ahorros de tiempo, dinero y espacio en disco, al mantener grandes volúmenes de datos manejables, lo que permite que sus usuarios obtengan datos de manera más eficiente y efectiva para crear inteligencia de negocios a partir de información.

En Brasil, Movida, una empresa que se dedica al alquiler de automóviles, automatizó procesos al utilizar “bot”s de inteligencia artificial para extraer datos desde sus fuentes de origen y para ser importados a la plataforma de datos de Microsoft. Del mismo modo, en México, Pegaso Tecnología concentra los datos de su negocio al usar Microsoft Azure, SQL Server para la extracción y Power BI para el análisis de procesos y la manera en la que se relacionan con sus clientes al comprender de manera profunda hábitos y detectar oportunidades.

Una plataforma de datos debe estar diseñada para que las empresas logren más, gracias a seguridad avanzada que protege la información y permite que se transforme en conocimientos prácticos una vez que se analiza de manera avanzada desde la misma base de datos, sin necesidad de mover la información.

Hoy es común hablar de la importancia de la obtención de información de valor a partir de los datos y la integración de inteligencia artificial en procesos, productos y servicios. Pero no hay que olvidar que también se debe contar con la infraestructura de datos que soporte la gran cantidad de información que actualmente se obtiene de diversas fuentes. Los datos son fundamentales para la transformación digital.